LOS VIENTOS

Camino del Hombre por los Vientos

 
 
 
     
 
     

El Hombre en los Vientos de la Luz

La claridad asiste al Caminante Hombre en la urgente situación, y así evita una conducta inapropiada.
El Hombre se siente a gusto en las intempestivas regiones del Viento, ya que comparten la misma naturaleza intensa y explosiva, pero sin la visión clara - que también es afecto - la energía desatada es siempre destructiva.
Aquí vemos al Hombre disciplinando su impulso y sus medios por medio de la propia percepción y reflexión. Si así no lo hiciera, estaría destinado al desastre, sin ninguna duda.
Las fuertes emociones que rigen el corazón del Caminante Hombre pueden oponerse al buen juicio surgido de la serena visión de las cosas, y cuando las circunstancias que rodean al individuo también lo incitan hacia los actos irreflexivos, el peligro es aún mayor.
La situación es tanto más peligrosa cuanto más energías hay comprometidas.
Por eso, la adquisición de mayor poder debe ir acompañada por una mayor claridad interior, de otra manera, se estará acumulando veneno.

Claves: El poder debe usarse con gran inteligencia y afecto. Caso contrario, se vuelve destructivo.

Galaxio.com

Glosario del I Ching

Hexagramas

Recomendar este I Ching a un amigo